La gacela en las Escrituras

La Gacela, frecuentemente mencionada en el Antiguo Testamento, ha sido hallada en abundancia en Siria, Palestina y Arabia, del tamaño de un corzo, con el dorso rojizo oscuro, el cuerpo blanco, los cuernos negros, redondos y las rodillas guarnecidas de largos mechones de pelo.

La Biblia cita a la Gacela como tipo de agilidad en la carrera y de la celeridad en la fuga. En el Cántico de los cánticos la Sunamitis, compara a su muy amado con la Gacela, “saltando por las montañas, corriendo por encima de las colinas”, comparación que a su vez emplea el amado al contestarle. El esposo conjura a las hijas de Jerusalén por las gacelas, es decir, por todo lo dulce y amable. Asimismo, los poetas orientales toman con frecuencia a la Gacela por tipo de ternura de la mujer, de su gracia, de su amabilidad, de su modestia, y aún la usan como nombre de mujer.

La gacela se encontraba entre los animales puros, es decir, que su carne podía comerse y no era desagradable.

Tagged with:     , ,

About the author /


Boanerges | Resistencia Católica. Para instruir en la sana doctrina y contradecir a quienes la niegan. "Non nobis, non nobis, Domine Sed nomini tuo da gloriam" | www.elboa.org

Related Articles

Suscríbase a la Resistencia

Suscríbase a la Resistencia

Únase a nuestro apostolado y reciba gratis en su correo todas nuestras actualizaciones, libros y novedades. Rezaremos por todos nuestros suscriptores, familias y actividades.

Galerías Visuales

    BOANERGES | Resistencia Católica

    Para defender la sana doctrina y combatir a quienes la contradicen | Salve, Roma! In te aeterna stat historia, Inclyta, fulgent gloria Monumenta tot et arae. Non praevalebunt horrendae portae infernae, Sed vis amoris veritatisque aeternae.

    Sitio Certificado y Verificado

    elboa.org Webutation
    A %d blogueros les gusta esto: