Errores heréticos acerca de la Iglesia

Los principales errores acerca de la definición de la iglesia por parte de los herejes son:

1. El de los Novacianos y Donatistas (Cipr. lib. IV. epíst. II) que definían la Iglesia “como la reunión de los hombres fieles que nunca han incurrido en faltas graves, sobre todo con respecto a la confesión de la fe”. De este modo no se excluía del seno de la Iglesia a los pecadores ordinarios, como los ladrones, los adúlteros y otros semejantes.

2. La de los Pelagianos, que la definían “el conjunto de los hombres que no cometen pecado alguno” (S. Agustín. hoeres. 88).

3. La de los Luteranos, que dicen que la Iglesia es la reunión de aquelloos que tienen la verdadera fe y obedecen a Dios. De donde resulta que nos pecadores no están en la Iglesia ni de nombre ni de cuerpo. De ahí infieren que hay dos clases de Iglesia la ua verdadera adornada con todos los privilegios de que habla la Sagrada Escritura, la cual es invisible y solo puede ser vislumbrada por los ojos de la fe. La otra exterior que no es Iglesia sino de nombre y que encierra a todos cuantos tienen una misma fe y participan de unos mismos sacramentos. Confiesan que en esta se encuentran mezclados los buenos y los malos.

4. Calvino admite como Lutero dos especies de iglesia. La una verdadera, que no se compone sino de los solos predestinados, ni es conocida sólo por Dios. La otra exterior y visible a la cual define como la turba de los hombres esparcidos por todo el universo, que por medio de la confesión de la fe y por la participación de unos mismos sacramentos reconocen al mismo Dios y el mismo cristo que nosotros. En esta se encuentran los buenos y los malos.

En oposición a todos estos errores enseña la doctrina católica que no hay en toda la tierra sino una sola Iglesia visible, y en la cual se profesa la misma fe, se participa de los mismos sacramentos y se reconoce un solo vicario de Jesucristo. Y de la Iglesia de hallan excluidos los infieles, es decir, los judíos, los turcos los paganos (Mat. XVIII; Apñost. I; Cor. V) y los herejes que en otro tiempo pertenecieron a la iglesia y que se han separado de ella para seguir la
herejía o para apostatar. De estos habla el Apóstol cuando dice que han naufragado en la fe. Rechazar un solo artículo de fe es no pertenecer ya a la Iglesia,
como dice San Agustín, lib. de unitate Ecclesiae, cap. IV.

San Gerónimo hace notar que todos los herejes están fuera de la Iglesia.

Tagged with:     , , ,

About the author /


Boanerges | Resistencia Católica. Para instruir en la sana doctrina y contradecir a quienes la niegan. "Non nobis, non nobis, Domine Sed nomini tuo da gloriam" | www.elboa.org

Related Articles

Suscríbase a la Resistencia

Suscríbase a la Resistencia

Únase a nuestro apostolado y reciba gratis en su correo todas nuestras actualizaciones, libros y novedades. Rezaremos por todos nuestros suscriptores, familias y actividades.

Galerías Visuales

    BOANERGES | Resistencia Católica

    Para defender la sana doctrina y combatir a quienes la contradicen | Salve, Roma! In te aeterna stat historia, Inclyta, fulgent gloria Monumenta tot et arae. Non praevalebunt horrendae portae infernae, Sed vis amoris veritatisque aeternae.

    Sitio Certificado y Verificado

    elboa.org Webutation
    A %d blogueros les gusta esto: