Amor divino

Es el rectísimo afecto del ánimo con el cual se ama a Dios por quien Es y al prójimo por amor a Él. Así lo define San Agustín.

En el capítulo VI del Deuteronomio se nos manda amar al Señor con toda el alma, con todo el corazón y con toda la fuerza. Toda su misericordia se derrama sobre aquellos que le aman.

Debemos amar a Dios porque así Él se encuentra en el corazón de quien le ama. No quiere más agradecimiento por los innumerables beneficios que nos hace, que el amor, dice San Basilio. Y San Agustín añade: dos amores hacen dos ciudades, el amor del Señor a Jerusalén, el amor del siglo a Babilonia. Pregúntese cada quién a cuál ama y sabrá de dónde es ciudadano.

Sólo a Dios amamos cuando le servimos, y el que no le sirve, no le ama. Amemos al Señor como Él nos amó a nosotros, pues todos los dones que nos da dicen claro el amor que nos tiene. Amémosle hasta perder la vida, si fuese necesario, pues al Señor se la acabó la vida en la cruz por amor a nosotros. Aunque no por esto se acabó Su amor por los hombres.

Tagged with:     , ,

About the author /


Boanerges | Resistencia Católica. Para instruir en la sana doctrina y contradecir a quienes la niegan. "Non nobis, non nobis, Domine Sed nomini tuo da gloriam" | www.elboa.org

Related Articles

Suscríbase a la Resistencia

Suscríbase a la Resistencia

Únase a nuestro apostolado y reciba gratis en su correo todas nuestras actualizaciones, libros y novedades. Rezaremos por todos nuestros suscriptores, familias y actividades.

Galerías Visuales

    BOANERGES | Resistencia Católica

    Para defender la sana doctrina y combatir a quienes la contradicen | Salve, Roma! In te aeterna stat historia, Inclyta, fulgent gloria Monumenta tot et arae. Non praevalebunt horrendae portae infernae, Sed vis amoris veritatisque aeternae.

    Sitio Certificado y Verificado

    elboa.org Webutation
    A %d blogueros les gusta esto: